jueves, 28 de febrero de 2013

Generación energética distribuida

Fuente:Bioenergy
Para Llorenç Solé el futuro es que la energía distribuida se imponga y cada vez más haya espacio para cogeneración y trigeneración. En países de nuestro entorno, como Italia y Francia, vemos iniciativas de apoyo decidido a la biomasa por parte de las autoridades, algo que no está pasando en la actualidad en España. “En España está poco subvencionada la cogeneración de menos de 1 MW”, según Alejandro Mas Bosh, gerente del fabricante de calderas SUGIMAT. Por su parte, David Moldes afirma que para su empresa “el futuro está en las instalaciones de generación de calor, aceite térmico, vapor, agua sobrecalentada y, sobre todo, en las de cogeneración con ORC (Ciclo Orgánico de Rankine). Éstas últimas ofrecen un aprovechamiento casi total del potencial energético de la biomasa y por su rango de tamaños (0,5‑3 MWe) permiten un uso localizado, lo que redunda en un menor coste de transporte del combustible”. Opinión que comparte Alejandro Mas, que añade las plantas de pellets como clientes típicos de un ORC. Sin embargo, según Manuel Muñoz, el problema es bien distinto: “las empresas tienen miedo a asumir riesgos ajenos a su core business”.

lunes, 25 de febrero de 2013

Cómo aprovechar el calor de recuperación

Fuente: Bioenergy
El otro factor, el más importante, es buscar una aplicación real para la recuperación; algo que no siempre es posible. En otros países europeos se utiliza más la cogeneración sobre todo por su aplicación en calefacción centralizada (district heating). En estos países existen empresas que ofrecen el servicio a comunidades y barrios desde hace muchos años. Según Miguel, esto no ocurre en España, primero porque hay menos meses de frío al año (aunque la mitad norte y centro de España padecen un clima continental muy severo en invierno) y segundo por cultura social. “Aquí estamos acostumbrados a que cada familia tenga su propio sistema de calefacción independiente de la del vecino”, afirma contundente Miguel.

viernes, 22 de febrero de 2013

¿Por qué no se cogenera la biomasa?

Fuente: Bioenergy
Aunque la producción de calor y la cogeneración son más eficientes en algunos casos con valores superiores al 90% que el proceso de generación de electricidad con rendimientos de 20 a 27%‑, las calderas para generación eléctrica difieren mucho de las destinadas a la producción térmica, tanto en tamaño como en las prestaciones requeridas. Constituyen dos campos de trabajo diferentes, tanto en el producto como en el perfil de los clientes y usuarios. En España apenas se habla de cogeneración con biomasa debido, en opinión de Miguel Díaz, a dos motivos principales: uno es de carácter técnico y otro estratégico o social. Técnicamente, la recuperación con biomasa difiere bastante de la conocida comúnmente en aplicaciones con gas natural. En instalaciones con gas natural es normal que la temperatura de las corrientes de salida de los gases de combustión de las turbinas supere los 400 ºC, mientras que en las calderas de biomasa, la temperatura de gases de salida oscila entre 140 y 180 ºC.

martes, 19 de febrero de 2013

¿Energía Térmica o eléctrica?

Fuente: Bioenergy
El mayor crecimiento esperado se sitúa entre los grandes consumidores de energía térmica y cogeneración que actualmente utilizan combustibles fósiles. Según Solé, “esta reconversión no requerirá necesariamente realizar inversiones en nuevos equipos sino que también será posible gracias a nuevos modelos de negocio, como el de las empresas de servicios energéticos, las ESE”. De hecho LSolé está presente en varios países de Latinoamérica asociado a empresas locales con las que está teniendo muy buenos resultados como es el caso de la ESE “Vapores del Sur” que ha formado con la empresa chilena Ecalsur. Según Sebastián Sölter, gerente de Ecalsur, “contactamos con LSolé en 2008 y desde 2009 estamos trabajando con‑ juntamente. Hemos instalado, en una fábrica de embutidos, una caldera LSolé de 6 MW a pellets que, gracias al ahorro en combustible, se ha amortizado en 4,5 meses”. Sebastián es un asiduo de Expobioenergía. Según Felipe Salazar, gerente del Área Forestal de la empresa japonesa Sumitomo en Chile, que además es copropietaria de la fábrica de pellets Ecomas, “esperamos que el efecto LSolé triplique el mercado, el boca oreja está funcionando”. Sin embargo, Miguel Díaz Troyano, Director General de Combustion Biomass Service, (CBS) piensa que a corto plazo el principal segmento para la instalación de grandes calderas de biomasa serán las plantas de generación eléctrica. Miguel considera que la cogeneración con biomasa en España aún no ha arrancado, pero que lo acabará haciendo para grandes complejos comerciales, urbanísticos y centros logísticos, donde es posible la utilización de la energía recu‑ perada en forma de frio y/o calor. Finalmente, Miguel afirma que “dependiendo de las par‑ ticularidades de cada caso, ciertas industrias de proceso y agrícolas terminarán insta‑ lando calderas de biomasa debido principalmente a un mayor desarrollo de la logís‑ tica del biocombustible y por otro lado a la fiabilidad de las nuevas instalaciones”. Opinión que comparte Manuel Muñoz-Cruzado, Director de Operaciones del fabricante TRANDSA: “los segmentos con más capacidad de crecimiento son las empresas agroalimentarias y el district heating”.

sábado, 16 de febrero de 2013

Años de experiencia en bioenergía

Fuente: Bioemergy
La mayor parte de los fabricantes españoles de calderas industriales de biomasa son pymes que cuentan con muchos años de experiencia; como cuenta Llorenç Solé, de la empresa catalana LSOLÉ, comezaron “hace 40 años como un pequeño negocio personal propiedad del Sr. Lorenzo Solé”. El año pasado celebraron el 25 aniversario de la conversión de aquel pequeño negocio en una sociedad anónima que actualmente ocupa a cerca de 20 personas, entre personal directo e indirecto. Y además, la empresa sigue estando bajo la dirección de la 2ª generación de la familia Solé. El mercado ha evolucionado mucho desde entonces. Las primeras calderas industriales de biomasa empezaron siendo un sistema barato para eliminar los residuos de madera y proporcionar calor a las grandes naves de la industria de la madera; de hecho, los tableros y las papeleras fueron los clientes de las primeras calderas de cogeneración que se montaban en España. Con el tiempo la fabricación de calderas se ha convertido en un actor de primera fila en la reconversión del sector energético y en un importante motor de generación de empleo. David Moldes, del fabricante de calderas ERATIC explica que “la empresa se creó en 1968, pero no fue hasta 1973, coincidiendo con la crisis del petróleo, cuando el Área de Biomasa tomó un papel protagonista entre los productos diseñados y fabricados por Eratic, siendo a día de hoy uno de los pilares de nuestro negocio.”

martes, 12 de febrero de 2013

Logística

Fuente: Bioemergy
Pretratamiento y astillado Las instalaciones de Arnoia y A Gudiña cuentan con una ex‑ tensión mayor de 2 ha, puesto que su diseño está orientado al almacén y al primer tratamien‑ to de los residuos forestales. Ambas instalaciones cuen‑ tan con una báscula de pesaje, oficinas y una red de hidrantes contra incendios abastecida por un depósito con una ca‑ pacidad de 500 m3 . Además de las instalaciones, estos CTB cuentan con maquinaria propia formada por palas cargadoras y criba de limpieza. Con respecto a las instala‑ ciones de Trasmiras, además de poseer las mismas característi‑ cas y maquinaria que los dos centros anteriores (superficie de almacenaje, báscula de pe‑ saje, oficinas, red contra incen‑ dios, pala cargadora y criba), cuenta con una nave indus‑ trial de 1.500 m2 que alberga la maquinaria necesaria (piso móvil, canal vibrante, cintas, astilladora, etc.) para llevar a cabo el proceso de produc‑ ción de astilla de diferentes calidades. Por otro lado, como com‑ plemento al abastecimiento de materia prima de los CTB, el Servicio de Aguas y Medio Ambiente de la Diputación de Ourense adquirió (a través de fondos FEDER de la UE) un equipo para desbroce de cunetas de la red provincial de carreteras constituido por dos tractores con cabezales dotados de aspiración, más el correspondiente equipo de remolques‑contenedor de biomasa herbácea y la logística de transporte. Esta adquisición supuso una inversión total de 435.000 €.

jueves, 7 de febrero de 2013

Calderas industriales

Fuente: Bioemergy
En los últimos años, el encarecimiento de los combustibles fósiles ha dado un buen impulso a la instalación de calderas industriales de biomasa de última generación. Son calderas industriales altamente tecnificadas que utilizan cualquier tipo de biomasa disponible, procurando ahorros de hasta el 80% en el precio del combustible. Entrevistamos a 5 fabricantes españoles acerca del mercado y de las innovaciones técnicas para los próximos 3 años. Con las primeras crisis energéticas de los 70, muchas empresas europeas se reconvirtieron para producir a escala comercial calderas que utilizaban biomasa. A día de hoy, el Observatorio Nacional de Calderas de Biomasa (ONCB) tiene registradas más de 830 referencias de instalaciones industiales en España, con una potencia instalada acumulada que supera ya los 770 MWt. En América la biomasa térmica y la cogeneración están creciendo vertiginosamente. Y cada día más centrales de carbón queman pellet industrial en Europa y en EEUU. Esto da una idea de la importancia de la biomasa para uso industrial y de su capacidad de crecimiento.

lunes, 4 de febrero de 2013

América quiere bioenergía

El crecimiento económico en América Latina fue del 6,1% en 2010 y las previsiones de crecimiento para 2011 y 2012 son de 4,5% y 4,6% respectivamente. Por países, la previsión para 2011 es del 6,5% para Chile, 4,8% en Brasil y 4,5 % en México. 2010 será posiblemente el culmen de una expansión económica sin precedentes desde los 80’s en esta Región.